Saltar al contenido.

Carrió no tuvo quórum para su comisión

La oposición no apoyó su designación en la bicameral que controla al Ministerio Público

El Frente para la Victoria, el Peronismo Federal y el massismo no dieron quórum en rechazo a que la comisión debió conformarse hace meses. Carrió enfureció y dijo que no necesitaba cargos para ser “la fiscal de la Nación”.

Carrió y Negri expresaron su enojo por la actitud de la oposición, a la que suelen denostar.
Carrió y Negri expresaron su enojo por la actitud de la oposición, a la que suelen denostar. 
Imagen: NA

La oposición parlamentaria se cobró los desplantes y acusaciones permanentes de Elisa Carrió. El Frente para la Victoria, el peronismo federal y el massismo vaciaron el quórum de la convocatoria para la tardía conformación de la bicameral Permanente de Seguimiento y Control del Ministerio Público y dejaron a la líder de la Coalición Cívica sin poder asumir la presidencia de la comisión, que este año le correspondía al Senado y que por ahora seguirá en manos de la renovadora Graciela Camaño. “Estamos en presencia de un veto inadmisible”, soltó el jefe del interbloque de Cambiemos en diputados, el radical Mario Negri. Carrió calificó la actitud opositora como una “proscripción del PJ” y volvió a adjudicarse el título honorífico que ella misma creó: “No necesito este cargo para hacer nada. Tengo el poder y la autoridad para ser fiscal de la Nación sin necesidad de ningún cargo”. Los opositores respondieron duramente a las denuncias del oficialismo. 

Cambiemos se encaminaba ayer a encumbrar a Carrió al frente de la bicameral que controla a los fiscales desde el Congreso, con un acuerdo que habría sellado con un sector de la oposición. Según dejaron trascender, el pacto consistiría en un trueque: la diputada Carrió asumiría la presidencia de la bicameral y el senador peronista salteño Rodolfo Urtubey presidiría la Bicameral de Monitoreo e Implementación del nuevo Código Procesal Penal.

Pero los opositores sorprendieron al oficialismo con sus sillas vacías en el encuentro pautado en el Salón de las Provincias del Senado. Sólo los 7 legisladores oficialistas, entre los 18 integrantes de la comisión, estuvieron presentes: además de Carrió, los diputados Lucas Incaico, Silvia Lospennato y Diego Mestre, y los senadores Néstor Braillard, Olga Brizuela y Doria Silvia Elías de Pérez. 

Cambiemos armó raudamente una conferencia de prensa para ahora denunciar a la oposición. “He peleado por la verdad y la justicia desde que asumí como diputada y muchos que fueron designados como presidentes de comisión hoy están presos, como (Julio) De Vido. Soy una figura que genera rechazo a quienes quieren garantizar la impunidad”, se descargó Carrió. 

“Estamos en presencia de un veto inadmisible de quien iba a ser y va a ser presidenta de la comisión que es la diputada Carrió”, sumó indignado Negri. Menos nerviosa, después Carrió buscó ser irónica ante el desplante opositor: “Que divino ser proscripta por el PJ. Y pensar que De Vido fue presidente de la Comisión de Energía”, tuiteó.   

La oposición respondió rápidamente. “Es caradura la actitud de Cambiemos que dos meses antes de concluir sesiones ordinarias, con la Procuración ‘intervenida’ impone la persona que denostó la comisión y su trabajo. Esta comisión debió conformarse en marzo. Dejen de hacerse los ‘puros’ mientras aprietan jueces y fiscales!!”, escribió Camaño en Twitter. 

“La bicameral debe funcionar en forma permanente, como lo indica su nombre y como lo hizo hasta la renuncia de la ex procuradora (Alejandra) Gils Carbó y debe cumplir el reglamento acordado entre ambas Cámaras legislativas, cuya presidencia ahora le tocaba al Senado”, dijo a PáginaI12 el diputado Martín Doñate (FpV-PJ), integrante de la comisión. 

Doñate junto a su compañera de bancada Vanesa Siley se quejaron que el oficialismo haya paralizado el funcionamiento de la bicameral en medio de “interinato de un procurador (Eduardo Casal) que no cumple con la ley orgánica del Ministerio Fiscal y es funcional al macrismo”. Ambos estuvieron ausentes ayer. igual que los diputados Camaño y Pablo Kosiner (AF) y los senadores Anabel Fernández Sagasti (FpV), y los federales Carlos Caserio, Pedro Guatavino, Sigrid Kunath y Urtubey.

El jefe de los senadores del peronismo federal, Miguel Pichetto, negó en un comunicado que “haya hecho un acuerdo con los otros bloques para que la presidencia de esta comisión quedara en cabeza de un diputado” y que “haya avanzado en un acuerdo para que el senador Urtubey continuara al frente de la Bicameral Especial del Nuevo Código Procesal Penal”.

Pichetto afirmó que a principio de año se acordó que “esta Bicameral sería para el oficialismo en la Cámara Alta, y que la conducción la ejercería el senador correntino Braillard Poccard”. “Me enteré por los diarios sobre la posibilidad de que la presidiera la diputada Carrió” y sostuvo que “no estoy de acuerdo con la proscripción de nadie”.El nuevo intento para conformar la bicameral será el próximo martes. Habrá que ver si Cambiemos finalmente consigue encumbrar a Carrió.

Posted in: NACIONALES, SOCIALES

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

La palabra absoluta

Un sitio para tu disfrute. ¡Agasájate!

A %d blogueros les gusta esto: